Cata de Vino Amontillado en Bar Vicente Los Pepes

Cata de Vino Amontillado en Bar Vicente Los Pepes

El pasado día 19 asistimos a una estupenda Cata de Vino Amontillado en Bar Vicente Los Pepes, de la mano de Jorge Pascual, Director General de Bodegas Delgado Zuleta y cuya dilatada experiencia en el sector Bodeguero junto a sus dotes demostrados para la docencia, hicieron de la cata una auténtica Master Class, en la que nos mostró la forma de interpretar cada nota y matiz del vino amontillado, o siguiendo palabras del mismo ponente, de el gran desconocido de los Vinos Generosos del Marco de Jerez.

El evento, que forma parte del foro tertuliano denominado “Los jueves del Bar Vicente”, disfrutó de un lleno absoluto y continúa el próximo jueves 26 de marzo con la cata de otros cuatro vinos.

 

BAR VICENTE LOS PEPES

Situado en el casco histórico de El Puerto de Santa María, a las puertas del mercado de abastos, este café-taberna es un lugar de obligada parada si estás de paso por la ciudad. Un auténtico bar-museo con solera, en el que parece que el tiempo se detuvo para conservar un “cachito” de El Puerto bodeguero. Si quieres viajar a un tiempo anterior y respirar la esencia de antaño, pídete una copa en una de sus mesas y comparte el placer de su ambiente con su amistosa clientela: portuenses castizos, que en pura simbiosis con el local, suelen peregrinar por allí en busca de vino y buena compañía.

Más información de El Bar Vicente en la web de Habitantes y Gente de El Puerto

 

LOS VINOS CATADOS

Los Vinos catados durante el evento fueron Amontillado Monteagudo de Bodegas Delgado Zuleta de Sanlúcar de Barrameda y Amontillado La Garrocha de Bodegas Grant de El Puerto de Santa María.

Sobre los catavinos, nos evidenció su color ámbar, singularidad provocada por su crianza oxidativa, aromas balsámicos y sabor punzante y dulce a la vez con reminiscencias amargas en el regusto.

 

Cata de Vino Amontillado en Bar Vicente Los Pepes El Puerto de Santa María

COMBINAN PERFECTAMENTE

Sin duda vinos desconocidos que casan perfectamente con un buen queso, en el consomé e incluso con chocolate en el postre.

Un vino que no tiene hora y que sorprendería, a más de uno, como parte de un cóctel con hielo y una buena tónica o un refresco con aromas de lima limón. ¿suena extraño? Te invitamos a combinarlo.

Compártelo